InicioResidencialEl Gobierno e...

El Gobierno estudia incentivos fiscales para rehabilitar 1,2 millones de viviendas con fondos de la UE

El Ejecutivo PSOE-Podemos pide a promotores y administraciones crear un modelo de negocio orientado a la rehabilitación para aprovechar los fondos de la UE hasta 2030 y generar actuaciones anuales sobre 300.000 casas.

Francisco Javier Martin MITMA
El director de Vivienda y Suelo del MITMA, en un acto público.

El potencial maná de los fondos europeos destinados a la rehabilitación y regeneración urbana con criterios eficientes, como plan de choque para la crisis pandémica, parece traer de cabeza a promotores y administraciones.

Se trata de un presupuesto nada despreciable; hasta el presidente de Telefónica ha reclamado este miércoles celeridad al Gobierno para que aproveche los fondos disponibles. Así, el Gobierno ha incrementado sustancialmente el presupuesto estatal en materia de vivienda para 2021, gracias a la inclusión de 27.000 millones de euros procedentes del fondo de recuperación europeo, los que prevé que lleguen en este primer ejercicio.

Aunque para ello, baraja también la posibilidad de dar incentivos fiscales a la actividad de rehabilitación, una actividad en la que los márgenes siempre son estrechos, frente a la promoción para venta de vivienda. La UE da dinero, pero para actuaciones muy concretas: áreas enteras de regeneración urbana con criterios de eficiencia y sostenibilidad, con presupuestos en el entorno de los 10 millones de euros, que implican 1.000 viviendas como mínimo por proyecto.

Modelo de negocio inexistente

Así lo planteaba Francisco Javier Martín Ramiro, director general de Vivienda y Suelo del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, quien alertaba también de la necesidad de crear un modelo de negocio orientado a la rehabilitación para aprovechar los fondos de la UE: «no hay empresas con este modelo de negocio orientado, o con carteras de actividad específicas«, aseguraba en su discurso.

El responsable estatal ha participado este miércoles en una conferencia de SIMAPRo, el evento para profesionales que hasta este año se celebraba de forma paralela al Salón Inmobiliario Internacional de Madrid (Sima), y que hoy por el coronavirus analiza en formato virtual desde este 11 al 26 de noviembre el futuro del sector inmobiliario en España.

Junto a él participaron Mariano Fuentes, delegado del Área de Gobierno de Desarrollo Urbano del Ayuntamiento de Madrid; José María García Gómez, director general de Vivienda y Rehabilitación de la Comunidad de Madrid; Juan Antonio Gómez-Pintado. presidente de Asprima y CEO de Vía Ágora, moderados por Juan Fernández-Aceytuno. consejero delegado, de ST Sociedad de Tasación.

Sin financiación

Así, el presidente de los promotores Juan Antonio Gómez-Pintado también reconocía que la rehabilitación es una actividad de contratistas y constructores, e incidía en la necesidad de contar con incentivos fiscales que atraigan al promotor al negocio, sobre todo si se orienta a áreas de regeneración donde se puedan crear aprovechamientos. Además, alertó sobre la ausencia de financiación por parte de las entidades financieras para este negocio, dentro de lo que considera un endurecimiento generalizado de la banca hacia la actividad promotora, como denunció en la presentación oficial de las conferencias.

Gómez-Pintado fue más allá al asegurar que tampoco la vivienda en alquiler gusta a la banca: «sólo se financian proyectos muy concretos y desde luego no a la velocidad que demanda el sector para afrontar una oferta de calidad de arrendamiento«. El directivo ha indicado que la banca está siendo más exigente con los niveles de preventas que requiere a las promotoras y aunque algunas entidades financieras están manteniendo las cifras hay otras que no

El grueso de la inversión europea se repartirá entre las comunidades autónomas y las entidades locales para sus programas de rehabilitación. El documento difundido por Hacienda incluye una estimación de cómo se asignarán estos fondos a las distintas autonomías, tanto en materia de vivienda (a través del Ministerio de Transportes) como en política medioambiental (a través del Ministerio de Transición Ecológica).

Las cuentas para 2020 incluyen, de hecho, varias subvenciones para remodelar barrios mediante convenios con otras administraciones. Los fondos europeos también contribuirán a estas actuaciones con 20 millones que financiarán proyectos piloto de planes urbanos «de acción local».

El Ayuntamiento de Madrid por ejemplo ha puesto en marcha ‘Rehabilita 2020’, que mejora el porcentaje de las ayudas que recibirán los vecinos y aumenta el número de potenciales beneficiarios, ya que están incluidos todos los barrios de Madrid. Está previsto que el plazo de solicitudes comience en septiembre, según ha informado la portavoz del Gobierno municipal, Inmaculada Sanz.

B-Exclusives

Latest news