test
InicioCompañíasLos ingresos ...

Los ingresos de la Sareb aumentan un 8% en 2022, hasta los 2.361 millones

Desde su creación, la Sareb ha amortizado el 40% de su deuda, después de aprobar una cancelación récord en 2022, y ha desinvertido el 48% de su cartera.

Los ingresos de la Sareb aumentan un 8% en 2022, hasta los 2.361 millones
Javier Torres, presidente de la Sareb

La Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb) canceló 3.184 millones de euros de deuda avalada por el Estado español en 2022, la mayor amortización aprobada en un año, situándose la deuda viva en 30.481 millones.

De esta manera, la compañía aceleró el ritmo de reducción de deuda en un entorno de incertidumbre económica y subida de tipos de interés. En sus 10 años de vida, la Sareb ha reducido la deuda con aval del Estado español en 20.301 millones de euros, el 40% del total.

La actividad comercial y de gestión de la Sareb, participada mayoritariamente por el Estado español desde el pasado abril, generó unos ingresos totales de 2.361 millones de euros en 2022, un 8% más que en 2021.

De esos ingresos, 1.705 millones de euros proceden de la venta de inmuebles, con un crecimiento interanual del 15%. Por su parte, los ingresos procedentes de activos financieros, principalmente la comercialización de préstamos impagados de promotores, generó 699 millones, un 12% menos, en consonancia con el descenso gradual que ha registrado esta parte de préstamos de la cartera, que ya solo representa un 41% del total de los activos pendientes de liquidación.

Dinamismo comercial

El pasado ejercicio, la Sareb comercializó 27.090 unidades de diferente tipología (residencial, suelo y terciario), con un repunte del 9% respecto al año anterior.

En 2022, fue significativa la «fuerte recuperación» de la actividad en los segmentos de suelo y terciario, cuyas ventas alcanzaron un volumen de 310 millones de euros y 226 millones, respectivamente, un 32% y un 49% más que en 2021. En residencial, las ventas se situaron en 825 millones, un 5% menos, debido sobre todo a la ralentización de operaciones en la recta final del año por el traspaso de gestión a los nuevos servicers.

El «crecimiento fue muy significativo» en las ventas de activos procedentes de desarrollos inmobiliarios acometidos a través de Árqura Homes, que aportaron 214 millones de euros, lo que supone un avance interanual del 56%.

Javier Torres, presidente de la Sareb, ha dicho que, «en el último año, desde la toma de control del Estado de la compañía a través del FROB, hemos avanzado en el mandato de desinversión y de repago de la deuda junto con el nuevo reto de incorporar a la gestión el principio de sostenibilidad y utilidad social». «Para ello, se han puesto las bases de una nueva gestión con el foco puesto en aportar el mayor valor económico y social a nuestros activos», ha apuntado.

Mejora de la eficiencia

A pesar de la creciente actividad comercial desarrollada durante el año, los gastos asociados a la gestión de los inmuebles disminuyeron un 11%, situándose en 612 millones de euros, reflejándose ya el ahorro derivado del cambio de contrato con los nuevos servicers. Hay que destacar que un tercio de estos gastos corresponden al pago de impuestos por la gestión de la cartera.

Por otro lado, los gastos relacionados con la estructura y funcionamiento internos de la Sareb descendieron un 8% respecto al pasado año.

Al cierre del ejercicio 2022, la empresa registró un resultado negativo de 1.506 millones de euros, un dato un 7,4% inferior a los 1.626 millones del año anterior. Estos resultados se deben en buena medida a la diferencia entre la contabilización inicial de los activos y su precio de venta, y no tienen impacto en la viabilidad de la compañía.

sareb

Desde su origen, el perímetro de la cartera total de activos de la Sareb se ha reducido en un 48%, pasando de los 50.781 millones de euros iniciales a los 26.465 millones a 31 de diciembre de 2022.

B-Exclusivas

Últimas Noticias

300x600 1 1