InicioMercadoRayet pierde ...

Rayet pierde una nueva demanda contra Bañuelos en la que pedía 249 millones

Félix Abánades presidente de Quabit en su despacho

La Audiencia Provincial de Valencia desestimó hace tres años la demanda de Grupo Rayet,presidida por Félix Abánades,contra el empresario valenciano Enrique Bañuelos, fundador de la inmobiliaria Astroc, y su antigua sociedad patrimonial CV Capital en la que le reclamaba 294 millones de euros por daños y perjuicios, debidos a una sobrevaloración de activos en la salida a bolsa de la inmobiliaria que habría perjudicado al resto de accionistas de esta empresa y especialmente a Rayet.
El tribunal ratificaba una sentencia anterior, dictada en primera instancia por el magistrado del Juzgado de lo Mercantil número 3 de València Daniel Valcarce. Ahora, el Tribunal Supremo no ha admitido el recurso de casación ni el extraordinario por infracción procesal por parte del demandante, revalidando así la sentencia de la Audiencia Provincial de Valencia.

Salvedades de auditoría

Astroc, fundada por el empresario Bañuelos, compró en octubre de 2006 el 54% de la filial Rayet Promoción con una opción de venta sobre el 46% restante, así como Landscape, inmobiliaria del Banco Sabadell, en una operación dirigida a la fusión de las tres inmobiliarias.
Astroc había salido a bolsa en mayo de 2006, con uan revalorización desorbitada, pese a un informe de auditoría con salvedades en algunos puntos, en concreto los referidos al cumplimiento del plan de negocio presentado por el empresario valenciano.

Con el crash inmobiliario de 2007, la cotización y el negocio cayeron de manera brusca y, en abril, un informe que ponía en duda la solvencia de la compañía provocó el desplome del valor en bolsa. Bañuelos dimitió y Rayet se hizo con el control de la compañía, rebautizada como Afirma y posteriormente como Quabit. En 2012, Rayet entró en concurso de acreedores, del que ya ha salido. La firma de Abánades controla en la actualidad el 28% de Quabit.

En la demanda, el equipo legal de Abánades denunció algunas operaciones de permuta sobre terrenos sin valor urbanístico que fueron computadas indebidamente en el activo de la propia sociedad, además de la realización de ventas de propiedades de Astroc a empresas del propio grupo para provocar una expectativa de beneficios que era ficticia y el falseamiento de la contabilidad de Astroc.

B-Exclusives

Latest news