InicioResidencialLa subida de ...

La subida de los precios de la vivienda se queda tras la pandemia

La temida debacle del mercado tras la pandemia no parece que vaya a producirse. Y la caída drástica de precios en las casas tampoco.

La temida debacle del mercado inmobiliario tras la pandemia no parece que vaya a producirse. Y la caída drástica de precios en las casas tampoco. Lo que sí hay que tener en cuenta para el futuro negocio de la vivienda es que ganan peso variables como el empleo, la incertidumbre socioeconómica y política, y el deseo de ganar espacio y aire libre en detrimento de la localización.

Así lo han puesto de manifiesto los directivos reunidos en la mesa redonda El comportamiento de los precios en el mercado residencial, que tuvo lugar el pasado viernes en el Salón Inmobiliario SIMA.

Con Alejandro Aguirre de Cárcer, CEO de Brainsre, como moderador, los expertos José Miguel Tabarés, vicedecano del Colegio de Registradores; María Matos, directora de Estudios y portavoz del portal inmobiliario Fotocasa, y Carlos Gómez de Castro, director de Gloval Analytics, confirmaron que hacer pronósticos sobre el comportamiento futuro de los precios es una tarea complicada.

Precios por debajo del crash

José Miguel Tabarés, vicedecano del Colegio de Registradores, señaló que contra los pronósticos más negativos, el precio de la vivienda ha seguido creciendo, “aunque es cierto que se ha moderado. Una tendencia que, por otra parte, ya venía produciéndose en 2019, antes de la pandemia. Y recordó que los precios “aún están un 14% por debajo de los registrados en 2007”.

Como dato general, el precio medio de venta de la vivienda en España alcanzó los 1.789 euros el metro cuadrado en el primer trimestre de 2021, según los datos recopilados por la plataforma de big data inmobiliaria Brainsre. En este periodo, el importe medio de una operación de compra se situó en 261.085 euros. Estos valores suponen un crecimiento trimestral del 0,22% y uno interanual del 1,01% respecto al mismo trimestre de 2020.

Cambian las preferencias…Y la localización

Tras más de un año de pandemia, después de varios meses de confinamiento domiciliario, con el auge del teletrabajo y menos vida social, los expertos coinciden en señalar que las preferencias de los compradores han cambiado. Las casas más grandes, con terraza o balcón, espacios verdes, piscina, más alejadas del centro o con más servicios son ahora las más demandadas.

Estas preferencias han alterado también la incidencia de la subida de los precios; ahora chalés y periferia han concentrado crecimientos de la demanda de vivienda. “Ahora más que nunca es necesario disponer de la mayor cantidad de datos posibles para tomar decisiones de compra e inversión“, precisó Aguirre de Cárcer. El moderador preguntó a los asistentes qué variables han ganado peso en la evolución de los precios en este ejercicio de pandemia.

En esta línea, Carlos Gómez de Castro, director de Gloval Analytics, destacó la importancia de variables como la incertidumbre política en decisiones de inversión, o el impacto del empleo y el teletrabajo, que “chocan con los deseos de la demanda”. María Matos, directora de Estudios y portavoz del portal inmobiliario Fotocasa, fue contundente al afirmar que el requisito de la ubicación “hoy se ha esfumado”, y que las búsquedas en su portal reafirman el éxodo de las grandes urbes a la periferia.

Precios muy altos

La directora de Estudios de Fotocasa destacó un dato llamativo de su último estudio: el 89% de los españoles considera que los precios del mercado de viviendas en alquiler son “muy altos” y el 85% considera que el precio de compra de una vivienda es “caro”. Esa percepción, en opinión del directivo de Gloval, es la que” empuja también a la búsqueda de zonas en periferia”.

El decano de los registradores se refirió a la aceleración de tendencias con la pandemia. Así, “la compra de chalés frente a los pisos se ha incrementado en un año lo que supuso antes del coronavirus un crecimiento a lo largo de cinco años”, observó. Y lo mismo para los pisos de más de 80 m2, cuyas transacciones han crecido a un ritmo inusitado en el último año.

Como dato, la Estadística Registral Inmobiliaria (ERI), de los Registradores de la Propiedad, muestra que las operaciones de compraventa de casas unifamiliares relativas al cuarto trimestre de 2020 lograron la cifra más alta de su historia: 22,52% del total de transacciones. En 2005, suponían un 15%.

B-Exclusives

Latest news